loscapullosnoregalanflores

Raquel Córcoles sin pelos en la lengua en Los capullos no regalan flores

El segundo cómic de Raquel Córcoles, Moderna de Pueblo, vuelve a estar protagonizado por su álter ego rubia con gafas de sol.

Leer más...

  • Escrito por MARINA GARCÍA
juegosinocentes

Lo real y lo virtual se mezclan en Juegos, inocentes juegos, de Ricardo Gómez

Sebastian, sin tilde en la "a", es un joven de dieciséis años tímido y algo introvertido. Marcado por la ausencia de su padre y por la muerte de su hermana, ve en los videojuegos un magnífico refugio. Pese a lo que pueda parecer, es un chico bueno, honesto, amigo de sus amigos y que quiere, por encima de todas las cosas, a su madre, a quien se siente injustamente atado, pero sin la que no podría vivir.

Leer más...

  • Escrito por MARINA GARCÍA
marbarco

Amor a primera vista

Ustedes no lo entienden porque no la conocieron ni la amaron como yo la amé; yo la idolatré como se idolatraba a las deidades antiguas, ya caídas en el olvido. Me desviví por ella y le rendí culto; fui su más devoto seguidor y ahora no está. No lo pueden entender. No pasa nada, lo comprendo...

Leer más...

  • Escrito por EL PERIODISTA SALVAJE
chicagonieve

Nieve

Al igual que le ocurría a Gregorio Samsa en 'La metamorfosis' de Kafka, John Blan despertó una mañana convertido en otro. Cierto que su cuerpo no presentaba un abdomen abultado ni ante sus ojos bailaba la repugnante imagen de numerosas y enclenques patas oscuras temblequeando; es más, John, a diferencia de Gregorio, pudo levantarse de la cama sin que esto le supusiese un gran esfuerzo pero, cuando llegó al baño y se lavó la cara en el lavabo, vio que al otro lado del espejo su rostro se hallaba coronado por una mata de pelo blanco, blanquísimo. No eran unas pocas canas surgidas en la noche, no eran tampoco unos improbables mechones nacarados provocados tal vez por el terror exudado en algún mal sueño, dicen que el pánico puede alterar la pigmentación del cabello; nada de eso, se trataba en su caso de una auténtica sublimación cromática por la que el pelo de John, castaño en la víspera, así se lo había asegurado su reflejo en el mismo espejo la noche anterior justo antes de ir a la cama, se había teñido de un blanco albino, y su cabeza ahora parecía un gigantesco copo de nieve.

Leer más...

  • Escrito por EL PERIODISTA SALVAJE
ojoverde

Lo que no se ve

El rostro de una mujer joven con un solo ojo me vio mirarla desde detrás de la mirilla. Me hizo pensar en Bowie. La gasa secaría las últimas gotas de sangre de modo que desdoblé y luego me abroché las mangas de la camisa alrededor de las muñecas. Abrí la puerta de casa al tiempo que la escuché preguntarme, con una voz imposible de describir mediante palabras: "¿Conoces el club Diógenes, Juan?". Sus labios sonreían y el ojo al descubierto, el derecho, era verde y suponía una pesadilla daltónica atendiendo al color rojo de su melena ondulada hasta más allá de los hombros. Su ojo izquierdo se hallaba escondido bajo la tela amarilla de un pañuelo sedoso que le rodeaba la cabeza como si de una improvisada venda se tratase. "Sólo en las novelas de Conan Doyle", me oí responder.

Leer más...

  • Escrito por vito
eleanorypark

Dos outsiders enamorados en Eleanor & Park, de Rainbow Rowell

Eleanor es la chica nueva. Es pelirroja, no está delgada y viste raro. Nadie quiere dejarle sitio en el autobús. Park, un joven asiático, acaba por cederle el asiento que hay a su lado. Lo hace por pena. No quiere problemas, no es el tipíco alumno popular, pero se desenvuelve. Por eso no le dirige la palabra, ella a él tampoco, y sube al máximo el volumen de su walkman. Les llevará algunos trayectos, pero será la música, también la literatura, lo que acabe por unirlos, por hacerlos inseparables. Sin embargo, no todo será fácil. Si Park tiene una familia más o menos normal, y vive bien, Eleanor convive con sus hermanos pequeños, su madre y un padrastro al que no soporta, y no tiene dinero ni para comprar pilas.

Leer más...

  • Escrito por MARINA GARCÍA

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las 'cookies'. Ver texto legal